Google+ Followers

viernes, 24 de junio de 2016

Libra esterlina/ historia de sus fluctuaciones


Siguiendo al dólar estadounidense

Desde que se dejó el oro, ha habido varios intentos de fijar el valor de libra a otras monedas, inicialmente el dólar estadounidense.
Bajo una continua presión económica, el 19 de septiembre de 1949 el gobierno devaluó la libra un 40%, de $4 USD a $2,80 USD. El movimiento impulsó a muchos otros gobiernos a devaluar sus monedas contra el dólar también, entre ellos AustraliaDinamarcaIrlandaEgiptoIndiaIsraelNueva ZelandaNoruega y Sudáfrica.
A mediados de la década de 1960, la libra se vio bajo una renovada presión desde que la tasa de cambio contra el dólar era considerada muy alta. En el verano de 1966, con el valor de la libra cayendo en los mercados monetarios, los controles de cambio fueron apretados por el gobierno de Wilson. Entre las medidas, a los turistas les fue prohibido sacar más de 50 libras del país, hasta que las restricciones fueron levantadas en 1970. La libra fue eventualmente devaluada en un 14,3% a $2,41 dólares el 18 de noviembre de 1967.
Con el fin del sistema Bretton Woods — no poco importante porque principalmente los comerciantes británicos habían creado un sustancial mercado de eurodólar que hizo más difícil de mantener el patrón oro de Estados Unidos por parte de su gobierno — la libra fue emitida a principios de la década de 1970 y sometida a una apreciación de mercado. La zona esterlina terminó efectivamente en esta época cuando la mayoría de sus miembros decidieron estar libres contra la libra y el dólar.
Una crisis posterior siguió en 1976, cuando aparentemente el Fondo Monetario Internacional (FMI) pensó que la libra debería establecerse a $1,50 dólares, y como resultado la libra cayó a $1,57, y el gobierno decidió que tenía que solicitar un préstamo de £2,3 mil millones al FMI. A principios de la década de 1980 la libra subió hasta el nivel de los $2 al elevarse las tasas de interés en respuesta a la política monetarista y una alta tasa de cambio fue ampliamente culpada por la profunda recesión de 1981. En su punto más bajo, la libra se colocó a sólo $1,05 dólares en febrero de 1985, antes de regresar al nivel de los 2 dólares a principios de la década de 1990.

Siguiendo al marco alemán

En 1988, el Ministro de Hacienda británico de Margaret ThatcherNigel Lawson, decidió que la libra debería hacer sombra al marco alemán de Alemania Occidental, con el imprevisto resultado de una veloz alza en la inflación ya que la economía entró en un auge debido a tasas de interés inapropiadamente bajas. (Por razones ideológicas, el Gobierno Conservador se inclinó a usar mecanismos alternativos para controlar la explosión del crédito. El ex-Primer Ministro Ted Heath se refirió a Lawson como un "golfista de un solo palo").

Siguiendo al Euro

En otro cambio de táctica, el 8 de octubre de 1990 el gobierno de Thatcher decidió unirse al Mecanismo Europeo de Tasa de Cambio, con la libra establecida en 2,95 marcos alemanes. No obstante, el país fue forzado a retirarse del sistema el Miércoles Negro (16 de septiembre de 1992) ya que la ejecución económica británica hacía la tasa de cambio insostenible. El especulador George Soros se hizo famoso al ganar aproximadamente mil millones de dólares con una Venta corta de libras.
El Miércoles Negro vio a las tasas de interés saltar de 10% a 12%, y finalmente a 15% en un vano intento de detener a la libra de caer debajo de los límites del Mecanismo. La tasa de cambio cayó a 2,20 marcos alemanes. Proponentes de una tasa de cambio más baja entre la libra y euro fueron reivindicados ya que la libra, más barata, fomentó las exportaciones y contribuyó a la prosperidad económica de la década de 1990. Desde principios de 2005, la tasa £/€ ha regresado a un promedio de £1,00:€1,46; que es equivalente a 2,85 marcos alemanes.

La década de 2000

Aunque la libra y el euro no están fijados el uno al otro, frecuentemente hay largos periodos en los que la libra y el euro se mueven sincronizados, aunque desde mediados de 2006esta correlación se ha ido debilitando. Las preocupaciones de la inflación en el Reino Unido llevaron al Banco de Inglaterra a aumentar las tasas de interés al doble inesperadamente a fines de 2006 y principios de 2007, causando que la libra se elevara a su tasa más alta contra el euro desde enero de 2003. Futuros aumentos se esperaron en 2007. Esto ha tenido un efecto de golpe contra otras divisas mayores, y la libra alcanzó su precio más alto en 26 años contra el dólar el 8 de abril de 2007, habiendo pasado al nivel de los 2 dólares por primera vez desde 1992.

No hay comentarios: