Google+ Followers

viernes, 6 de mayo de 2016

Laboristas británicos sufren derrotas elecciones regionales

LONDRES/EDIMBURGO (Reuters) - El Partido Laborista británico sufrió el viernes algunas derrotas en las elecciones regionales y locales del país, especialmente en Escocia, pero confía en hacerse, como se espera, con el gran premio de la alcaldía de Londres.
No estaba claro si la magnitud de la derrota aumentaría la presión sobre su nuevo líder izquierdista, Jeremy Corbyn, por parte de algunos centristas, que temen un retroceso del partido a las políticas socialistas de viejo cuño.
Aunque el partido, oposición oficial de Reino Unido, tuvo un mediocre resultado en algunas de las decenas de contiendas en Escocia, Gales, partes de Inglaterra e Irlanda del Norte, parecía que iba a ganar las elecciones a la alcaldía de Londres, donde el exabogado de derechos humanos Sadiq Khan podría convertirse en el primer musulmán en asumir ese cargo.
Los Conservadores en el poder no lograron grandes victorias en Inglaterra y Gales, pero les fue bien en Escocia, donde los resultados parciales mostraron que podrían haber superado al Laborismo como el segundo partido tras el Partido Nacional Escocés.
Los británicos votaron el jueves para elegir nuevas autoridades en Escocia y Gales, más de 2.700 cargos locales en Inglaterra y un nuevo alcalde de Londres.
"Si comparas ahora con cuando Jeremy se hizo cargo, estamos en un claro camino de mejora", dijo el portavoz de finanzas laborista John McDonnell a la radio BBC tras señalar que los resultados sugieren que el partido había mejorado su presencia en zonas clave con respecto al año pasado, cuando fue arrasado por los Conservadores.
Corbyn ha tenido dificultades para mantener unido a su Partido Laborista desde que fue elegido líder en septiembre en medio una ola de entusiasmo, sobre todo entre los votantes más jóvenes, a favor del cambio y el fin de la política del 'establishment'.
Pero sus posiciones izquierdistas han chocado con varios parlamentarios, algunos de los cuales han estado tratando de acabar con Corbyn pese al fuerte respaldo de una importante fuente de financiación para el Partido Laborista: los sindicatos.
Con casi dos tercios de los resultados escrutados, hubo pocos cambios en Inglaterra, con el Laborismo perdiendo el nueve por ciento de su cuota de voto en Escocia y cediendo terreno en Gales.
En Londres, Khan, de 45 años, hijo de un conductor de autobús inmigrante, era favorito frente al conservador Zac Goldsmith, de 41 años, hijo de un multimillonario financiero.

El ganador sustituirá a Boris Johnson, el conservador que ha gestionado la ciudad de 8,6 millones de personas durante ocho años. Defensor de la salida de Reino Unido de la Unión Europea, Johnson es visto como un rival para suceder a David Cameron como líder del partido y primer ministro.

No hay comentarios: