Google+ Followers

sábado, 16 de abril de 2016

¿Por qué los ex imperios mantienen reservas de oro?

(OroyFinanzas.com) – El pasado 3 de marzo publicábamos en OroyFinanzas.com que el Banco Central de Canadá vendía todas sus reservas de oro por instrucciones del Gobierno. Stephen Mihm, periodista de Bloomberg, explica que los países que tienen reservas de oro importantes suelen ser países con una tradición imperial y que Canadá podría haber vendido sus reservas de oro porque nunca ha sido un impero por si mismo, ni ha tenido aspiraciones al respecto.

Canadá mantuvo reservas de 1.088 toneladas de oro en 1955. En 2000, se había reducido esta cantidad hasta 46 toneladas. Hoy en día, sólo quedan 77 onzas. Esto coloca a Canadá en el último lugar de la lista emitida por el Consejo Mundial del Oro (World Gold Council-WGC), muy por detrás de Albania, Haití, Trinidad y Tobago, y Papua Nueva Guinea.

Según Mihm, la presencia de oro en las reservas de un país no sólo está relacionado con las políticas fiscales o monetarias, sino que también están ligadas a una explicación algo más irracional, íntimamente ligado con la historia de cada nación. Así que si nos fijamos en los países que almacenan oro, encontramos un patrón inesperado dónde Mihm basa su argumento. Los países que poseen importantes reservas son aquellos que han tenido o tienen historia como potencias mundiales, potencias imperiales o potencias económicas o que poseen aspiraciones a alcanzar dicha condición. Desde un punto de vista monetario tiene todo el sentido ya que el país dominante (o imperio de cada momento) se ha convertido en el acumulador de reservas de oro más importante por ser normalmente el país con más capacidad económica y militar. Canadá se independizó del Reino Unido en 1867 en un proceso progresivo que culminó en 1982.

El oro como signo de poder global de imperios pasados

En un documento publicado en 2012 por dos economistas de la Universidad de Santa Cruz – Joshua Aizenman y Kenta Inoue – leemos que la tenencia de oro “se correlaciona con el poder global”, es decir, por la historia de una nación y su fortaleza imperial en el pasado. Un hecho especialmente cierto en los “países que son o fueron los proveedores de divisas clave”.

Así, los EE.UU. siguen encabezando la lista de los países que más reservas oficiales en oro acumulan (8.133 toneladas), del mismo modo que sigue siendo la mayor economía del mundo y el emisor de la moneda de reserva más común. Pero si nos fijamos en los Países Bajos –con un notable pesado imperial en el siglo XVII- vemos que hoy en día, a pesar de haber perdido esa condición, mantiene la décima posición (612 toneladas), a pesar de que tiene una población de sólo 17 millones.

Portugal, un país que una vez poseyó un imperio que se extendía desde Brasil a Angola, tiene 382 toneladas de oro, para una población aproximada de 11 millones de personas. Otras potencias imperiales más conocidas – Alemania, Italia, Francia, Rusia, y por supuesto, el Reino Unido– se encuentran todas en el top 20 mundial. España cierra este selecto grupo con 281,6 toneladas de oro, a pesar de haber vendido el 46% de sus reservas en 2007 (240 toneladas) en una controvertida decisión. La mayor salida de oro del país desde la guerra civil.

De la misma forma, potencias europeas que no se han significado por una ambición imperial tampoco han demostrado un interés especial en acumular oro. Finlandia, por ejemplo, se ha quedado atascada entre Argentina y Bolivia. Irlanda está aún más abajo en la lista, intercalado entre Letonia y Lituania. Estas naciones están acostumbradas a vivir a la sombra de un poder imperial mucho más grande, y comparten una historia común de conquista por vecinos más grandes.

Sin embargo, este patrón va más allá de las naciones europeas. Japón, que trató de conquistar gran parte del Pacífico en el siglo XX, y más tarde se convirtió en la segunda economía del mundo, ocupa el puesto número 9. Taiwán, que se convirtió en una potencia económica en la segunda mitad del siglo XX, está en el puesto 14.

Nuevas incorporaciones al top 20 de los países con más reservas de oro

Como Aizenman y Inoue señalan, no es casualidad que dos países que han pasado de actores secundarios a convertirse en potencias hayan estado comprando oro. China está ahora el puesto número 6, acumulando 1.762 toneladas de manera oficial. Aunque hay quien señala que la cantidad es aún mayor. La India ocupa el puesto número 11, después de haber acumulado 557 toneladas. Para los autores del informe, ambas naciones, “aumentaron la tenencia de oro a la par que registraban un fuerte aumento de su poder económico.” En otras palabras, son los últimos países que se incorporan a esta original tesis de que si quieres ser una potencia global necesitas oro como signo de poder.

Lo que nos lleva de vuelta a Canadá, por concluir con el país con el que abrimos el artículo. Históricamente ha sido un juguete en manos de otros imperios y nunca ha albergado ambiciones imperiales propias. Sus responsables políticos nunca han sentido la necesidad de proclamar su grandeza mediante la acumulación de montones de oro, llegando al extremo de liquidar prácticamente todas sus tenencias. Parece que, a diferencia de otras naciones con una historia global, los canadienses no ven la necesidad de aferrarse a esta “reliquia imperial” y que de forma más o menos consciente, validan las tesis que hemos expuesto.

No hay comentarios: