Google+ Followers

martes, 3 de noviembre de 2015

PAR EURO DOLAR/ Análisis en lo que resta 2015

Daniel Viglione analista de mercados #EconomyGeeks
El euro/dólar, el par de divisas más negociado en el mundo, se encamina a vivir una recta final de año caliente y bajista. La semana pasada cayó hasta las 1,0923 unidades en medio de escenarios donde la presión bajista se ha redoblado. Y aunque lleva tres sesiones de ligero rebote, los analistas tienen claro que vendrán más caídas. De hecho, el par ya está descontando que la amenaza de que la FED suba de tasas en diciembre es muy real, a lo que hay sumar el hecho de que el BCE pueda incrementar sus estímulos monetarios, deprimiendo aún más a la divisa europea.

El mercado tiene muy claro que será así, y quienes mejor lo saben son los 'hedge funds' y demás manos fuertes, que en la semana pasada incrementaron sus posiciones cortas netas sobre la divisa comunitaria desde 43.368 contratos hasta 105.934 contratos, según datos de Bloomberg. Esta es la mayor suba en posiciones cortas desde que el euro está en circulación en 1999. En octubre, el euro ya se debilitó un 1,5%, marcando la mayor caída desde mayo, lo que dejó a la moneda en las 1,10 unidades contra el dólar.

Los inversores especulan con la posibilidad de que Mario Draghi redoble sus esfuerzos para enfrentar la deflación e introduzca más estímulos. "El BCE ha dado señales de más flexibilización, y luego tenemos a la FED señalando que el alza de tipos puede tener lugar este año", explica Morten Helt, analista de Danske Bank. "Esto ha incrementado mucho la incertidumbre y es lo que el mercado está descontando", dice este experto.

En este sentido, Miguel Ángel Rodríguez, analista independiente y experto en el mercado de divisas, no cree que el banquero central italiano vaya a aumentar el también conocido como 'QE' y si hace una lectura más psicológica de la rueda de prensa de la semana pasada, comparándola con anteriores comparecencias. "Ha dejado hipnotizado al mercado", argumenta. Desde su punto de vista, la presión bajista actual que sufre el par "viene más por el lado del dólar".

Por el contrario, quienes tienen muy claro que el BCE tomará decisiones el mes que viene son los analistas de Morgan Stanley. Terminan de rebajar sus previsiones para el euro/dólar hasta 1,06 unidades de aquí a fin de año, frente a las 1,13 que calculaban previamente. En el primer trimestre de 2016, aún bajará más el euro, según sus proyecciones, hasta las 1,03 unidades, en un proceso que conducirá hasta la paridad a finales de 2016. 

En su escenario base, estos expertos esperan un recorte de diez puntos básicos en la tasa de depósitos, el aumento de las compras de activos en 15.000 millones de euros mensuales y una extensión de la duración del programa en seis meses, hasta marzo de 2017.

En todo caso se prevé más presión bajista para el euro/dólar y niveles que rondan las 1,07 unidades, si bien vendrá más por el lado de la FED. Habrá que estar muy atentos a los datos que salgan los próximos días en Estados Unidos. Cuanto mejor den, más subirán las posibilidades de que la FED incremente las tasas de interés en diciembre y más bajará el euro/dólar.

Los mercados descuentan que la probabilidad de suba de tasas el mes que viene es del 50%. Pero es muy probable que el Forex vaya por delante, y vista la presión bajista que está sufriendo el euro, se cree incluso que la probabilidad de suba de tasas en diciembre sea incluso superior, en torno al 60%.


Esta semana, habrá que estar muy atentos a los datos de creación de empleo que se publicarán en Estados Unidos este viernes. Se espera creación de 184.000 puestos de trabajo en octubre. Si la referencia final sale mucho mejor, la presión bajista sobre el euro/dólar se puede redoblar, al tiempo que medirá si la recuperación que ha vivido el dólar es sostenible. Con un buen dato sobre la mesa, no habría muchas excusas para no subir el precio del dinero en Wall Street. Lo que los analistas no dudan es que esta divergencia de políticas monetarias entre la FED y el BCE debería potenciar el ángulo bajista el euro y el alcista del dólar tal cual venimos anticipando desde hace muchas sesiones atrás/

No hay comentarios: